jueves, 19 de enero de 2012

Comentario Modern Family 3x13 - Little Bo Bleep

"Mom, don't go viral"

Luego de los últimos comentarios sobre Modern Family que publiqué, se me ha llamado la atención sobre un tono, digamos...negativo hacia la serie. No voy a mentir, estoy bastante decepcionado con esta temporada, pero creo que también estoy siendo un poco injusto porque no se trata de “detestar” o “me enoja”, simplemente me parece que se perdió cierto componente de risa-carcajada que antes tenía.
También creo haber identificado el problema detrás de esto que considero el bajón de calidad: un forzado intento por rescatar los aspectos sensibleros de la trama por un lado, y un manejo de las historias como entes separados en lugar del más integral que caracterizó a las primeras dos temporadas.
El anuncio de este episodio realmente no me daba demasiado ánimo: la premisa principal pasaba nada más por la pequeña Lily diciendo una mala palabra, tan fuerte para los estándares de la TV norteamericana que tiene que ser “blipeada” y la boca de la niña pixelada (una exageración, lo sé). Y no me equivoqué: el chiste fue exprimido hasta sus últimas y más obvias consecuencias, culminando en una escena en el medio de una boda que me hizo sentir vergüenza ajena, no por los personajes, si no por los guionistas y productores.
Afortunadamente, este es sólo un aspecto del episodio, ni siquiera un tercio del mismo. La historia principal retoma los intentos de Claire de ser candidata a consejera vecinal, con la re introducción de Dwayne Bayley, su némesis. Esta historia resultó mucho más rica y divertida, mostrando también una cierta capacidad de auto referencia sobre la caracterización de Claire. La secuencia de la familia Dumphy “coacheando” a Claire dejó algunos de los momentos de humor más auténticos del episodio. Esto encadenó en el debate en sí, y en un “video viral” que retomó un poco del absurdo que tan bien solía hacer la serie, y que últimamente sólo se apoya en Phil y Luke.
Cuanto menos digamos de la tercera historia, con Jay, Gloria y su perra, mejor. Suficiente con decir que cuando la “gracia” de un programa son los chistes sobre niños que putean y animales, las cosas están mal, muy mal. 

1 comentario:

  1. Es cierto, hace un tiempo que la serie apunta más a lo familiar, el amor, la dulzura y esas tonteras. Nosotros queremos una serie de humor, como nos prometieron al comienzo! En esta ocasión acuerdo con vos: si el único recurso cómico que tienen es la nena diciendo palabrotas, tienen problemas.

    ResponderEliminar